domingo, 21 de junio de 2009

Laminado

El Laminado es el proceso de deformación más ampliamente usado industrialmente, consiste en reducir el espesor del material de trabajo mediante fuerzas de compresión ejercidas por dos rodillos opuestos. Los rodillos giran para jalar el material de trabajo y a la vez apretarlo entre ellos; puede ser desarrollado tanto en frío como en caliente.

En la figura a continuación, se observan esquemas de varios procesos de laminado plano y de forma.



En este proceso se tiene una deformación volumétrica y también se produce deformación en la estructura del material, que indica si el material se ha endurecido o no. Este proceso requiere equipo pesado llamados molinos laminadores o de laminación.

En la figura a continuación, se observan ejemplos del cambio de estructura de un metal al pasar el laminado en caliente. A la izquierda, un acercamiento de un lingote con los granos no uniformes; mientras que a la derecha el proceso del cambio microestructural.

En su mayoría el laminado se hace en caliente debido a que por este proceso se da una gran cantidad de deformación, para dar la forma deseada del material. Los metales laminados en caliente están normalmente libres de esfuerzos residuales y sus propiedades son isotrópicas. Las desventajas en caliente son que el producto no puede mantenerse dentro de las tolerancias y la superficie presenta una capa de óxido característica. La deformación plástica en caliente se realiza llevando el material a altas temperaturas. Estos procesos permiten la modificación de la estructura metalográfica y el tamaño de grano.

El trabajo empieza con un metal fundido en forma de lingote, salido de la colada continua y recién solidificado. Aún caliente, el lingote se coloca en un horno donde permanece varias horas, hasta alcanzar una temperatura uniforme en todo el cuerpo, para que pueda fluir normalmente durante el laminado.

Para el acero la temperatura de laminación está alrededor de los 1200°C.

4 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  2. Pia, en la informacion que entregas del proceso de laminacion en caliente hablas de un cambio en la estructura cristalina, que implica esto, como afecta este cambio, existe algun modo de controlar este cambio a fin de obtener un mterial final de caracteristicas mesurables y estandares?.

    Si tenemos la oportunidad de ver el tren de laminacion en caliente funcionando, te sorprendera lo espectacular del proceso, te lo aseguro.

    ResponderEliminar
  3. Hola!
    Eso lo aclararé en una entrada, donde se explica que gracias a las propiedades mecánicas del acero, se logra modificar la estuctura crestalina, pero no por esto la composición química. Además de las características que se puedan requerir en el proceso de deformación y los principales tratamientos térmicos de este material.

    ResponderEliminar
  4. ¿Cuando no es coveniente usar laminado plano?

    ResponderEliminar